Muchas noches…

-Muchas noches-, dijo un gran tipo hace un tiempo, haciendo creer a todos que se había equivocado intentando decir -buenas noches-, pero no entendieron el trasfondo de su despedida; ese buen hombre deseaba que todos tuvieran muchas noches mágicas, muchas noches a lado de quien nos ama, de quien nos haga suspirar, reír, gemir y llorar de felicidad; noches de sueños hechos realidad, de esperanzas que no fueran vanas, de deseos cumplidos sin la necesidad de una estrella fugaz en la cual depositáramos nuestra ciega fe; nos deseaba muchas noches de desvelo que colmaran la habitación de abrazos, caricias y besos, de pasión, sudor y sexo, todo siempre acompañado de puro y sincero amor; muchas noches viendo como un destino a nuestro favor se iba pintando en las constelaciones dibujadas en el cielo; muchas noches de cansancio fruto de un día productivo, de arduo trabajo que jamás fuera en vano; aquel gran señor no se equivocó, muchas noches nos deseó…

A la memoria de Don Jaime Ortí.

More from Daniel Calao

¿Quién?

¿Quién te dijo que ya te olvidé? ¿Quién te mintió haciéndote creer...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *