Amigo

Amigo
Amigo

***

En tiempos de buena marea

 nuestra risa se une para crear una melodía,

 aquella que solo el corazón puede escuchar.

 No tiene como ni porque,

 solo amor que expresar.

 Pero cuando la noche cae y la marea se altera

 pasamos las noches en vela,

volando juntos nuestros pensamientos

 para volver hacer el amanecer aparecer.

 En caso de que necesitemos ayuda,

 Las manos secaran las lágrimas producidas y derramadas

 por aquellos cristales que nada pueden esconder.

 Si no sabemos cómo resolverlo las palabras navegaran por el aire

 hasta los oídos y así calmaran su marea.

More from Thais Calvo Martínez

Pequeña

Pequeña, eres más valiosa de lo que piensas. Más de lo que...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *