En busca de la felicidad

Nos pasamos la vida esperando la felicidad, esperando que llegue el viernes para que sea fin de semana, esperando que sea Agosto para las vacaciones de verano, esperando terminar la carrera para tener ese trabajo tan soñado, esperando la llegada de un hijo para resolver nuestros conflictos de pareja, y la realidad es que después de esperar tanto nos sentimos frustrados. Frustrados porque nuestros objetivos muchas veces no se ven cumplidos, el fin de semana no ha sido como esperábamos, no hemos descansado lo que queríamos  en las vacaciones,  después de la carrera no estaba ese trabajo tan soñado y después de ese niño sólo vinieron más problemas todavía. Además de la frustración aparecen las lamentaciones porque el momento ya ha pasado y no lo hemos aprovechado lo suficiente.

No esperes tanto,  el momento para ti es aquí y ahora ya que la felicidad no está en un día, ni en un mes, ni en un momento, ni en un lugar. La felicidad está en la disposición y las ganas que tenemos nosotros de hacer de ese día algo especial.

Vive el presente y disfruta de  las oportunidades que se te presentan cada día, ya que la felicidad reside en las cosas pequeñas. Un abrazo, una conversación agradable, un atardecer, un ratito de juego con tu hijo, un paseo por la orilla de la playa o por la montaña, escuchar la lluvia, darse un ducha sintiendo el agua caer por tu cuerpo, la sonrisa de un desconocido, la amabilidad de las personas, el olor de una vela aromática, una noche de pasión con tu pareja, un baño con espuma, escuchar a tus cantantes favoritos, ver una peli y hartarte de reír o llorar de emoción, y así podría continuar hasta rellenar un largo folio.

Aprovecha y disfruta de los pequeños placeres que tiene la vida, son gratis y además eternos. Si sabes mirar el mundo con la belleza que el mismo te ofrece, no te faltará un momento de felicidad.

More from Sheila Valero

Si pudieras elegir, ¿Qué harías con el tiempo que te queda?

El tiempo, tan subjetivo, sanador y justiciero, el único encargado de regalarnos lo que...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *