El ruido incontrolable del amor

Madrid ha amanecido gris.
Llueve en las azoteas. Se esconden
Los arboles del viento, y tu de mi.

Los parques ya no recuerdan
Mis toqueteos por debajo de tu falda,
Los versos que deje olvidados
En la parte baja de tu espalda,
Y la emoción con la que me desvestía
La primera vez que nos arrastramos
Mutuamente al pozo del placer.

Hicimos literatura en los andenes,
cometimos delitos en los espacios
Cerrados de algún probador
Y enjabonamos las circunstancias
Con la suavidad de la piel tersa
Y la confusión del beso rechazado.

Nos amamos en la vida, nos quisimos
Tanto, que decidimos saborear
en la distancia, el placer de estar
Continuamente separados, anhelando
Más volver a pasear por la ciudad
En ruinas que seguía incesantemente
Gritando nuestros nombres,
Que volver a ilusionarnos con el silencio
Estoico y diluido de las lágrimas,
Y el ruido incontrolable del amor.

Tags from the story
, , , , , , ,
More from David Davila S.

Ama

Corre. No temas. Corre. Huye de mi como has aprendido A escapar...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *